domingo, 30 de septiembre de 2012

AQUEL MOMENTO





Tuviste aquel momento de desánimo, cuando tus ideales no eran comprendidos ni siquiera por los más íntimos y sin piedad el látigo de la crítica gratuita te marcó el alma con la ironía y de la indiferencia.

         Entretanto, poco a poco, la Sabiduría Divina cicatrizó las heridas dolorosas  te sustentó en el camino repleto de piedras y espinos, para que tu amor y entusiasmo no faltasen a aquellos que se doblaron al peso del infortunio.

         Tuviste aquel momento la rebeldía, cuando el dolor lacerante te afectaba el organismo y la enfermedad repentina te interrumpió los pasos ágiles en las realizaciones más provechosas.

         A pesar de todo, poco a poco, la Misericordia Divina te devolvió la esperanza y serenó tu corazón impregnado de amargura, para que prosiguiese la jornada con los recursos necesarios.

         Tuviste aquel momento de aflicción, cuando el soplo de la muerte apagó la presencia física del familiar más querido y las horas amargas de la soledad te invadieron las largas noches de vigilia.

         No obstante, poco a poco, la Bondad Divina, te estancó las lágrimas de angustias y revistió de Paz los ojos enrojecidos por la añoranza, para que tus manos permaneciesen extendidas a los necesitados de apoyo.

         Tuviste aquel momento de duda, cuando intereses transitorios minaron tu esfuerzo de renovación íntima y el libro ilusorio de la vanidad te amenazó las tentativas de crecimiento espiritual.

         Sin embargo, poco a poco, la Providencia Divina, te dio suficiente valor para alcanzar la transformación  moral y te indicó de nuevo la luz de las verdades eternas, para que cultivases la fe viva en lo Alto y no cayeses en tentaciones ante las victoria fáciles.

- André Luiz -

*****

         Tuviste, si, muchas veces, aquel momento infeliz. Y en todas esas ocasiones, sentiste que el Poder divino te amparó con amor y paciencia.

         Por todo ello, en cualquier circunstancia, recuérdate del Señor como Padre Amantísimo que siempre tuvo contigo en la estela de los milenios y guardando en el corazón alegría y esperanza, deja tus labios susurren con devoción y ternura:

         - Soy hijo de Dios…

(Comunicación Psicografiada por Antonio Baduy Filho, en el Culto del Evangelio del Sanatorio Espírita José Días machado, en la mañana del 13 de abril de 2003, en Ituiutaba, Mina Gerais, Brasil)  




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

sábado, 29 de septiembre de 2012

La ley de consecuencias y las demás leyes cósmicas.




¿Cómo se relaciona la Ley de Causa y Efecto con la  Reencarnación  y  las demás   Leyes espirituales ?


  Las leyes   espirituales forman entre todas un Todo, que refleja la gran Inteligencia, Bondad, Sabiduría , Justicia y Perfección de la Fuente de Origen de todo cuanto existe y llamamos Dios.

        La  Ley de Consecuencias junto a la ley de Evolución,  dan  razón de existir a la de la Reencarnación con la que están  íntimamente relacionadas. La ley de Causa y Efecto, más popularmente conocida como ley del Karma, regula la forma de realizarse y manifestarse la reencarnación.  La ley   de Consecuencias  hace que mediante la Reencarnación, las faltas que comete cualquier Ser humano,  deba  corregirlas   o  soportar  sus   consecuencias , si   no  es  en  esta  misma  vida ,  en  otras   siguientes.

          No hay dolor en esta vida que no tenga su origen en los sufrimientos  o dolores que alguna vez nosotros hayamos causado a alguien; y si esta causa no la hemos cometido  en la vida presente, es  porque alguna vez sucedió en otra vida anterior.

         Debemos tener siempre presente que lo que sembremos hoy de bueno o de malo, lo tendremos que recoger  obligatoriamente tarde o temprano.

         Como ya se ha dicho, esta ley  de Consecuencias, no solamente  regula y corrige las consecuencias de acciones del mal o erróneas, sino que también  premia y  recoge los beneficios  que ocasionan las acciones de bien , por lo tanto es  una Ley Natural que actúa  sabiamente  como un mecanismo  equilibrador preciso y automático  para  la realización de la Ley de Justicia, y de todas las demás leyes cósmicas,  reajustando y corrigiendo nuestro Ser  de forma precisa, cuando nos desviamos de la Ley del Amor  e intentamos estancarnos  en  nuestra  evolución,  así como también ,  premiándolo cuando fue merecedor de ello por sus buenas acciones;  por tanto el karma  o ley de Consecuencias,  resulta que también es una ley reguladora de la Ley de Evolución por el  proceso de mejora y perfección mediante el reajuste personal al que va conduciendo al  ser espiritual ,vida tras vida.
- Jose Luis Martín-


                “ No es el mal que recibimos el que nos hace daño, sino el que hacemos a otros”
                                                         - Longfellov – (1807-1821)




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

viernes, 28 de septiembre de 2012

MEDITANDO PARA LA ASCENSIÓN






La vida es solo amarguras, ilusiones, cansancios…. ¿Por qué el amor y el odio, la alegría y el disgusto, la cuna y la tumba, el bien y el mal, ese constante  díptico el flagrante oposición?

“Todo es perfecto en la Creación Divina. El orgullo humano es el que nos impide  tener una clara visión de las causas, por estar pendiente del utilitarismo de los defectos mezquinos. Deambulante del instinto, de donde llego, el hombre retiene  los llamados a la violencia y a las pasiones a las cuales llegó antes que brillen  en él los astros de la felicidad que lo elevaran en la búsqueda de los tesoros de la alegría pura y de las fortunas intransferibles que deberá conseguir con su esfuerzo personal. Vivir, es también despedirse del cuerpo, muriendo en parte, en la argamasa celular, a fin de vivir  sin el cuerpo, liberado de él  en la plenitud de la Vida.”

El hombre en la Tierra, no es un paria del destino. Se torna execrable cuando lo quiere, e infame por propia elección. La Naturaleza lo incita  a la belleza, el dolor a la renovación, tanto como la poda al reverdecimiento; la vida lo emula  a la solidaridad, así como el infortunio a la bondad; la esperanza lo vitaliza para crecer, en cuanto a la dificultad  lo inclina a la sumisión y lo desafía para el combate. Solamente que las armas, deberán estar hechas de elementos no agresivos ni vengativos.

La Divinidad nos favorece con el aire, la lluvia, el sol y el paisaje; nos facilita la adquisición del pan, la preservación de la salud, la convivencia social y nos impulsa a crecer… Los limitados, aquellos para los que escasean los recursos, están inscriptos  en los códigos del equilibrio, que proponen  resarcimiento y redención. La lluvia que renueva el arroyo  está constituida  por las partículas  que el sol extrajo del riachuelo… Siempre hay retornos  hasta que el sol  de la intemperancia, apaciguándose, no absorba nuevos compromisos que tendrá que devolver… Por tanto, nadie alzará el vuelo hacia el triunfo, partiendo de un suelo de cadáveres, de víctimas indefensas…

El hombre está predestinado a la ventura. Los tropiezos  e impedimentos que  le dificultan el camino ascensional los puede apartar  en base  a honorables sacrificios. ¿Qué es la vida en la Tierra?  Un instante comparado  con la elocuencia de la Eternidad. ¿Qué es el poder en el mundo?  Un halito de la nada  ante la grandeza del Infinito. Por todos esos nadas el hombre desperdicia la paz malbarata esperanzas, saltando al pozo inmediato de la desventura donde desaparece poco a poco, consumido, alucinado. En el hombre son innatas la ideas de Dios, de la Inmortalidad, de la Justicia que recompensa con premios o latigazos, del Amor… sin embargo lo entorpece en orgullo que expele miasmas mefíticos, terminando por intoxicar a aquellos que los producen. La felicidad tan anhelada, pues, está al alcance de una conciencia tranquila,  que surge de un carácter recto y de una mente sana. La tranquilidad jamás asfixiará a los remordimientos y el poder de cualquier talante nunca adquirirá  la fortuna de la paz, si no se basa en la humildad, en la honorabilidad, en el bien. El poder real es aquel  que no puede ser borrado y que tiene su génesis  en el espíritu: los valores intrínsecos, incorruptibles.

Todas las cosas mantienen una correlación entre sí. Es tan importante el Sol que dona su luz y calor como el gusano que abre canales en la tierra para la aireación de las raíces; es tan valioso el brillante que refleja los astros como el grano de trigo que produce el pan. Sin aquel se puede  pasar, sin este, es más difícil.  En el mundo escasean  los panes en cuanto se multiplican las gemas y la miseria irrumpe incontrolable.

Nadie puede convertirse  en árbitro de la vida o de la muerte. Ninguna persona puede tomar en sus manos del destino de otra y hacer de el lo que le plazca. La Tierra no es una nave  a la deriva en el océano de oxigeno que la envuelve  ni el hombre  es un objeto para ser consumido por las pasiones.

No hay tesoro más valioso que la paz ni posesión más preciosa  que la rectitud del comportamiento. Todo pasa, menos las acciones practicadas que fomentan  la libertad o producen crueles grilletes, matrices que se transforman en la producción de implementos futuros para el Espíritu.

Hagamos silencio, y escucharemos a Dios, porque el late en nosotros, entreguémonos  sin recelos.

Hoy caminamos, ignorando la ruta del mañana. No perjudiquemos el porvenir, vencidos por las inquietudes. No nos afanemos por las cosas materiales. ¡Despertemos y vivamos!... Siempre es tiempo, aunque las oportunidades pasen. Aprovechémoslo.

Merchita

Extraído del libro “Del Abismo a las estrellas” Divaldo Pereira Franco

Blog de Merchita

http://rinconespirita.wordpress. com



Puesto que yo soy imperfecto y necesito la tolerancia y la bondad de los demás, también he de tolerar los defectos del mundo hasta que pueda encontrar el secreto que me permita ponerles remedio.
- Procede de Rayen Urquiza-




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

jueves, 27 de septiembre de 2012

Sobre la Reencarnación





. ¿Por qué el espíritu que está en el espacio se encarna en un cuerpo?

−Porque es la ley de su naturaleza, la condición necesaria para sus progresos y para su destino. La vida material, con sus dificultades, precisa esfuerzo, y el esfuerzo desarrolla nuestras fuerzas latentes y nuestras facultades en germen.

 ¿El espíritu se encarna sólo una sola vez?

− No, se encarna tantas veces como sea necesario para alcanzar la plenitud de su ser y de su felicidad.

 Pero, ¿para lograr este fin, es necesaria la pluralidad de existencias?

− Sí, porque la vida del espíritu es una educación progresiva que supone una serie larga de trabajos que hay que realizar y de etapas que hay que recorrer.

 Una sola existencia humana, cuándo es muy buena y muy larga, ¿no podría bastar para el destino de un espíritu?

− No. El espíritu no puede progresar, reparar, más que renovando muchas veces su existencia en condiciones diferentes, en épocas variadas, en medios diversos. Cada una de sus reencarnaciones le permite refinar su sensibilidad, perfeccionar sus facultades intelectuales y morales.

 Usted dijo que el espíritu se reencarnaba para reparar ¿Significa que practicó el mal en sus vidas precedentes?


− Sí; el espíritu practicó el mal por el mismo hecho que no hizo todo el bien que debía cumplir. Queda ahí un hueco que es preciso completar.

 ¿Qué es el mal?

− Es la ausencia del bien, como lo falso es la negación de la verdad; la noche, la ausencia de luz. El mal no tiene existencia positiva; es negativo por naturaleza. Hacer el bien, es aumentar el Ser en nosotros; omitir el bien, es disminuir el Ser.

 ¿Cómo nos permiten las reencarnaciones reparar las existencias fracasadas?

− Lo mismo que el obrero que hizo mal su tarea la empieza de nuevo, así el espíritu que falló su vida la rehace.

¿Tenemos pruebas de la reencarnación de los espíritus?

− Sí, primero aquellas a los que los espíritus mismos nos aportan en sus revelaciones; luego, las aptitudes innatas de cada individuo, que determinan su vocación y le trazan aquí abajo las grandes líneas de su vida. De ahí las diferencias materiales, las intelectuales y las morales que distinguen entre ellos a los hombres sobre la tierra y que explican las desigualdades sociales.

 ¿La doctrina de la reencarnación es un descubrimiento reciente del espíritu humano?

− De ninguna manera. La humanidad siempre creyó en ella; toda la antigüedad la profesó; los grandes iniciados lo enseñaron al mundo, y Jesús mismo se refiere a ella en su Evangelio.

 Ya que vivimos muchas veces, ¿cómo es que no conservamos ningún recuerdo de nuestras vidas pasadas?


− Dios no lo permite, porque nuestra libertad disminuiría por la influencia del recuerdo de nuestro pasado. «El que pone la mano en el arado, si quiere trazar su surco, no debe mirar atrás.»

 Así, ¿por que fenómeno se produce en nosotros el olvido de nuestras vidas anteriores así en nosotros?


− En el momento en el que el espíritu se reencarna, es decir cuando vuelve a un cuerpo, a medida que penetra en él, sus facultades se velan una tras otra; la memoria se borra y la conciencia se duerme. En el momento de la muerte, se produce el fenómeno contrario. A medida que el espíritu se desencarna, las facultades se sueltan una tras otra, la memoria se recupera, la conciencia se despierta. Todas las vidas anteriores regresan poco a poco a la conciencia del espíritu que acaba de desencarnar.

 ¿No existe ningún medio de provocar momentáneamente el recuerdo de las antiguas vidas?


− Si, por la hipnosis o el sueño artificial en grados diversos. Sabios contemporáneos hicieron y hacen todavía cada día experimentos concluyentes que prueban la realidad de las existencias anteriores.

 ¿Cómo se hacen estos experimentos?

− Cuando un experimentador concienzudo e instruido encuentra un sujeto apto a sufrir su influencia magnética, le adormece. Gracias a este sueño, la vida presente queda momentáneamente suspendida; entonces, la memoria de las vidas anteriores, adormecida en las profundidades de la conciencia, se despierta, y el sujeto hipnotizado ve de nuevo y cuenta todo su pasado. Se ha escrito libros enteros sobre estas preciosas revelaciones que nos hacen conocer las leyes del destino.

 ¿Es necesario que la vida presente sea suspendida, adormecida, para que las vidas anteriores se revelen?

− Sí, como es necesario que el sol se acueste para que las estrellas, escondidas en las profundidades de noche, aparezcan en nuestros ojos.

Extraído del libro “Síntesis doctrinal y práctica del Espiritismo”
León Denis

                     *************
" Si trabajas, puedes servir;
Si sirves adquieres lo necesario;
Si dispones de lo necesario, encuentras la paz;
Si posees la paz, sigues con Dios."

 Emmanuel, a través de Fco. Cándido Xavier




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm


miércoles, 26 de septiembre de 2012

Saludo de Merchita




Queridos amigos, hola buenos días, la vida continua y la de los españoles está últimamente muy afectada, por la escasez del trabajo, por los pocos recursos con que se cuenta para llenar la cesta de la compra en casa, esto hace que muchos compañeros por su angustia y desesperación, pierdan la serenidad, que los caracterizaba.

Cuando no tenemos en nuestras manos, soluciones para nuestros problemas, hemos de serenarnos y dejarlo todo en las manos de Dios, nada nos puede, a veces, hacer desaparecer el problema, pero si podemos tratar de canalizarlo, con serenidad y con sensatez para sufrir menos, para no hacer cosas de las que después nos arrepintamos.

Muchos dicen es que no tengo nada que llevar a mi casa, y se llenan de razón, por ver ese obstáculo como el más difícil, el más duro.

Acaso se nos olvida, aquel amigo, que un día nos visitó y nos contó que su hijo estaba gravemente afectado, que solo su vida dependía de un donante que generoso cediese a ese hijito, el órgano afectado, y que su vida dependía de un hilo; otra vez vimos en la tele en el noticiario aquellos magrebíes  y africanos  que murieron en las pateras que los trasportaban, cuando frente a la tempestad fueron inútiles los esfuerzos que hicieron por sobrevivir; recordemos aquellos que últimamente perdieron sus hogares a causa de las lluvias torrenciales, ¿verdad que ellos tampoco tienen soluciones en las manos? ¿todas las pruebas duras, son parecidas, y el trabajo es una dura prueba, porque en la mayoría de los casos,  afecta a muchas personas, no solo al que lo pierde, por eso debemos ser constantes en orar y pedir a Dios que nos de fuerzas para llevar la carga, sea la que sea, porque no se nos olvide que portamos un Karma y que ese es primordial para nuestro crecimiento.

Todo el bienestar que reclamamos debemos antes que merecerlo, y nuestro pasado es oscuro, lo denotan las pruebas por las que pasamos y las dificultades que enfrentamos, es por ese motivo que la oración, y la entrega sincera al bien, nos pueden socorrer a largo  o corto plazo, eso solo Dios lo sabe, pues los milagros no existen, y nuestra confianza en el que todo lo puede, no se demuestra en los instantes de desesperación, sino a lo largo de los días, conforme demostramos nuestra serenidad y nuestra confianza hasta que las cosas consigan cambiar.

Los que servimos a Jesús hemos de estar vigilantes, acautelándonos  de la sintonía con la perversidad, resguardándonos de desesperar ante las ofensas y piedras que nos lancen, y atentos para que con el rugir de la tormenta , entregándonos a El confiemos, sirviendo con  tranquilidad y paz, pues sabemos que solamente nos acontecerá aquello que es mejor para nuestro progreso espiritual.

Las dolencias, de cualquier procedencia, son provenientes  del mal uso  de las posibilidades que la vida proporciona  a todos, a fin de que alcancemos  los valores  de la salud integral, de la espiritualización profunda de si mismos.

El simple cambio de actitud mental y, consecuentemente, moral, faculta la presencia  del bienestar, abriendo espacios para la recuperación, cuando se trata  de pruebas de curso transitorio, como es la falta del trabajo.

No olvidemos que la mente  es dinamo poderosa de la que nos podemos servir para nuestro crecimiento espiritual. Heredera, de los vicios y fijaciones negativas del pasado, prosigue, muchas veces, emitiendo ondas perturbadoras, si estuviesen esclarecidas, al contrario, exteriorizarían energías libertadoras, no se desesperaría ante la dificultad.

Por eso ante esta prueba,  la falta del trabajo, como ante otra cualquiera, debemos reeducar la mente  mediante el hábito de pensamientos saludables, optimistas, por el deseo de ser feliz, es un gran desafío para todas las criaturas  en su tránsito en la tierra.

Nuestra perseverancia  en torno de cualquier objetivo es un recurso valioso para que sea atendida la meta, el objetivo que buscamos. En ese esfuerzo consciente, no debemos olvidarnos, de adicionar nuestra oración y la confianza en la Divinidad que nos ha creado,  para que logremos la felicidad plena, entreguémonos a pensamientos saludables que nos enriquecerán el  equilibrio emocional y nos ofrecerá  vibraciones   de paz, permaneciendo con nosotros hasta el momento de la gloria estelar.

Amigos confiemos en Jesús nuestro hermano Mayor, depositemos en El nuestros cuidados, y oremos unos por los otros, ya que la mayoría está afectado por la falta de fe, que es la que fortalece al espíritu ante los obstáculos y le ayuda a mantenerse erguido, no dejemos a un lado, los principios que tenemos para entregarnos a las malas influencias,  INVITEMOS A Jesús a que visite nuestro hogar, un día a la semana, una hora ya elegida, y veremos cómo su roció divino nos sustenta ante los impedimentos que padecemos en la actualidad, como es la falta del trabajo.

Un abrazo muy grande de vuestra amiga  y mis mejores deseos para  cada día, que la fe y la esperanza el amor y la luz, sean bálsamos reparadores para todos mis hermanos que pasan por esta dura prueba.

Merchita


" Cuanto más auxiliemos a los otros, más amplio auxilio recibiréis de la Vida más Alta"
       - Adolfo Bezerra de Menezes-






Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm



martes, 25 de septiembre de 2012

AUXILIO EN LA DESOBSESIÓN





La desobsesión en si nace originariamente de la palabra esclarecedora, a través del  estudio, más en muchos casos, en la ley de las pruebas necesarias, poseemos instrumentos varios de auxilio  para ella, tales cuales sean:

Afectos  contrariados -  recursos de moderación,  sosteniendo la caída en dramas pasionales de resultados imprevisibles;

Disgustos domésticos – válvulas de contención, impidiendo la reincidencia en faltas morales;

Pariente infeliz – advertencia constante, optando  a la ingerencia en fajas de critica destructiva;

Hijo- problema – socorro de la Providencia Divina, trayendo pará dentro de casa el acreedor de existencia pasadas, que incomodaría  mucho más si estuviese por fuera;

Dolencia irreversible – dreno para el escape gradual  de los agentes mórbidos, aun susceptibles de ligar a la criatura con las inteligencias enquistadas en la criminalidad.;

Molestias comunes – desligamiento de tomadas mentales capaces de estableces conexión con el enredo sutil en las tinieblas.

Decepción – choque reparador de la lucidez espiritual.


Idiotez – larga pausa del espíritu, diligenciando realizar el propio reajustamiento, ante la Vida Superior.

La reencarnación es siempre evolución, recapitulación, educación, aprendizaje y  todo eso cuesta esfuerzo, obstáculos, sudor; entre tanto, en muchas circunstancias, es trabajo expiatorio, regeneración o proceso curativo.

Por eso mismo, para las criaturas que se encuentran en rescate, en los dominios de la culpa, el área terrestre en el que se encuentran puede ser considerado como siendo la región hospitalaria  y el cuerpo físico  es interpretado por alcoba de tratamiento, con equipo doméstico, sea en la consanguinidad o en los contactos de servicio, manteniendo la terapia de grupo.

Amemos, estudiemos, sirvamos, perdonemos y auxiliemos a los otros y la desobsesión será siempre  nuestra precisa liberación por bendita luz a brillar en el camino.

( Psicografía de Fco. Cándido Xavier )



" La fe robusta trae la perseverancia, la energía y los recursos que hacen vencer los obstáculos, tanto en pequeñas como en grandes cosas. La fe vacilante trae la incertidumbre, el miedo, de los cuales se nutren los obstáculos que se quiere vencer; ella no procura los medios de vencer porque no cree que pueda vencer".
Allan Kardec - El  Evangelho Según  el Espiritismo - Poder de la Fé





Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

lunes, 24 de septiembre de 2012

Florence Cook







      Cuando William Crookes emprendió con ella una serie de experimentos en 1872, era una joven de 15 años, rubia, delgada, de ojos negros y cabellos en bucles; dotada de grandes facultades psíquicas bajo la rara forma de materializaciones completas. Toda la familia tenía en cierto grado capacidades parecidas y su hermana Kate llegó a tener cierta fama. Desde muy pequeña, Florence percibía espíritus y oía voces, pero sus padres no deseaban dar crédito a sus relatos. Más tarde, en una sesión, se puso en evidencia su facultad mediúmnica y sus padres se opusieron a que la ejerciera, pero la perturbación provocada por los espíritus los hicieron recapacitar. Los fenómenos producidos en su presencia eran cada vez más llamativos, voces directas, movimientos de objetos y otros, hasta culminar con la materialización de Katie King, espíritu que había encarnado en Annie Morgan, bajo el reinado de Carlos II de Inglaterra y que había fallecido en la isla de Jamaica. Afirmó que era hija de Juan King, espíritu que por aquellos días presidía muchas sesiones en las que se obtenían diversos fenómenos materiales; y aclaró que King era un nombre genérico de ciertas clases de espíritus. Estas materializaciones eran parciales al principio, pero con el tiempo fueron haciéndose cada vez más completas y reales, saliendo del marco habitual de las manifestaciones de los espíritus. No sólo intercambiaba pensamientos con los presentes, a través de Florence Cook, sino que incomprensiblemente aparecía materializada por completo, es decir, con una total apariencia de vida orgánica.

Florence Cook
     Supuestamente se colocó a la disposición de William Crookes, para que éste certificara la legitimidad de los efectos por ella producidos, con la finalidad de responder a cierto comentarista que la acusó de farsante. Los experimentos se realizaron en la casa del científico, utilizando un pequeño estudio y un laboratorio de química separados por una cortina. Miss Cook descansaba en la habitación interior, mientras en la exterior se ubicaban Crookes y otros observadores. Después de 20 minutos a una hora, aparecía una figura materializada por el ectoplasma de la médium. En aquellos días era totalmente desconocida la existencia de esa sustancia y el proceso de su producción, que permitía la aparición de una mujer que caminaba, hablaba y actuaba en todos los sentidos como un ser independiente de la médium.

     Durante 3 años se llevaron a cabo sesiones de materialización, en las cuales se pudo comprobar, a pesar de una semejanza inicial, la diferencia de forma, altura, color del cabello, imperfecciones de la piel y funciones fisiológicas entre Florence Cook y Katie King. Vio a la aparición trasladarse con libertad, hablar y expresar emociones; la fotografió en varias ocasiones, obteniendo 44 fotografías; y describió la forma en que se desvanecía gradualmente para luego desaparecer "como una muñeca de cera que se derrite." Crookes hizo una investigación escrupulosa y declaró que tenía la absoluta certeza de que eran dos entes distintos en lo que al cuerpo se refiere, tanto en su aspecto exterior como en los signos fisiológicos; completando un estudio publicado en su obra "Investigaciones sobre el Espiritualismo", donde afirmaba públicamente, que tenía seguridad absoluta en la legitimidad del fenómeno.

     Por último, Katie manifestó su imposibilidad para continuar materializándose. Había pasado una etapa muy penosa para expiar sus faltas, había cumplido su misión de demostrar la existencia del mundo espiritual y ahora estaba resuelta a elevarse a un grado superior. Sólo entonces sería cuando podría mantener comunicación mediante lucidez magnética con su médium Florence, a la que había cobrado cariño. Todos estos años, durante los cuales Florence se había prestado a la experimentación, su manutención estuvo asegurada por la donación que Mr. Blackhum de Manchester, había hecho.

     Florence se convirtió en la Sra. Corner y volvió a ser noticia en 1879, porque en varias sesiones se produjo la materialización de un espíritu llamado Mary, aunque un incidente incomprensible durante una sesión, hizo dudar de la honradez de la médium.
Sir Williams Crookes

     Por su parte William Crookes en 1898 ratificó su convicción sobre la legitimidad de los fenómenos en un discurso presidencial ante la Sociedad Británica en Bristol, cuando aludió a sus primeras investigaciones de carácter psíquico y se expresó en estos términos: "No he tocado otro punto de mayor interés, y para mí, el de más peso y de mayor alcance, en toda mi carrera científica. No hay episodio más generalmente conocido que la parte que tomé, hace ya muchos años, en ciertas investigaciones psíquicas. Han transcurrido treinta años desde que publiqué el relato de aquellos experimentos encaminados a demostrar que fuera de nuestros conocimientos científicos existe una Fuerza ejercitada por una inteligencia distinta de la inteligencia común de los mortales. No tengo que retractarme de nada de lo que entonces dije. Sigo fiel a los hechos que publiqué. Y aún podría añadir en corroboración de ellos, mucho más."

     En su carta de pésame por el fallecimiento de Florence Cook-Corner, fechada el 24 de abril de 1904, William Crookes dijo así: "Sírvase expresar a la familia la más viva simpatía de la Sra. Crookes y mía por la irreparable pérdida sufrida. Espero que la creencia de que nuestros seres más queridos continúan velando por nosotros después de muertos- creencia a la cual tanto debe la mediumnidad de la señora Corner (o Florence Cook, como perdurará siempre en nuestra memoria) confortará y consolará a quienes ha dejado tras de sí.



" Es así como esta hecha  exactamente la vida, de momentos.
Momentos que tenemos que pasar, siendo buenos o ruines, para nuestro propio aprendizaje.
Nunca olvidando lo más importante: Nada en esta vida es por casualidad.
Absolutamente nada. Por eso, tenemos que preocuparnos en hacer nuestra parte de la mejor forma posible.
La vida no siempre sigue nuestra voluntad, pero es perfecta en aquello que tiene que ser."
- Chico Xavier-.



Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm


domingo, 23 de septiembre de 2012

¿Existen los fantasmas? (4)



Continuación de ¿Existen los fantasmas?....



    El Espíritu, propiamente dicho, ¿puede tornarse visible, o necesita siempre valerse del periespíritu para ello?

—En vuestro estado material los Espíritus sólo pueden manifestarse contando con el concurso de su envoltura semimaterial, o periespíritu. Éste es el intermediario mediante el cual actúan sobre vuestros sentidos. Con esta envoltura se aparecen a veces, adoptando una forma humana o cualquier otra, ya durante el sueño, ya en estado de vigilia, y tanto en la luz como en la oscuridad.

 ¿Podríamos decir, entonces, que el Espíritu se hace visible por medio de la condensación del fluido de su periespíritu?

—Condensación no es la palabra exacta. Este término constituye más bien una comparación que puede ayudaros a comprender el fenómeno, porque en rigor de verdad no existe condensación. Mediante la combinación de los fluidos se produce en el periespíritu una disposición especial, que no tiene analogías para vosotros, y que lo hace perceptible.

 Los Espíritus que se aparecen ¿son siempre inaprensibles e inasibles al tacto?

—Inaprensibles como durante un sueño, en su estado normal. Sin embargo, pueden causar impresión al tacto, dejar huellas de su presencia e incluso —en ciertos casos—, tornarse momentáneamente tangibles, lo que prueba que entre ellos y vosotros existe materia.

 ¿Todas las personas son aptas para ver a los Espíritus?

—En el sueño, sí; pero no en estado de vigilia. Mientras dormís, vuestra alma ve sin intermediarios. En cambio, cuando os encontráis despiertos, aquélla está siempre influida en mayor o menor grado por los órganos del cuerpo. De ahí que las condiciones no sean enteramente idénticas, en uno y otro caso.

 ¿De qué depende la facultad de ver a los Espíritus cuando se está despierto?

—Del organismo, de la mayor o menor facilidad que posea el fluido del vidente para combinarse con el del Espíritu. Por eso, no basta con que el Espíritu desee mostrarse, sino que hace falta, además, que encuentre la aptitud necesaria en la persona a la cual quiere manifestarse.

 Esa facultad ¿puede desarrollarse con el ejercicio?

—Sí, como todas las demás facultades. Pero es de aquellas con las cuales es mejor aguardar su desarrollo natural que provocarlo, para no correr el riesgo de sobreexcitar a la imaginación. La facultad de ver en forma general y permanente a los Espíritus es excepcional y no está dentro de las condiciones normales del ser humano.

 ¿Es posible provocar la aparición de los Espíritus?

—A veces sí, pero muy raramente. Casi siempre es espontánea. Para ello es menester estar dotado de una facultad especial.

 ¿Pueden los Espíritus tornarse visibles bajo otra apariencia que no sea la de la forma humana?

—La forma humana es la normal. El Espíritu podrá variar su apariencia, pero siempre dentro del tipo humano.

 ¿No podrían los Espíritus manifestarse con la forma de una llama?

—Son capaces de producir llamas, resplandores o cualquier otro efecto para atestiguar su presencia en el lugar.

Pero esas cosas no son en sí el Espíritu mismo. La llama suele ser, por lo general, un efecto óptico o una irradiación del periespíritu. En todo caso, se trata únicamente de una proyección de este último. Sólo en las visiones aparece completo el periespíritu.

 ¿Qué pensaremos de la creencia que atribuye los fuegos fatuos a la presencia de almas o Espíritus?

—Superstición producida por la ignorancia. La causa física de los fuegos fatuos es bien conocida.

 La llama azul que —según dicen— apareció sobre la cabeza de Servius Tullius cuando era niño, ¿es fábula o realidad?

     —Realidad. Era producida por su Espíritu familiar, que quería advertir a la madre. Ésta —médium vidente—, había visto una irradiación del Espíritu protector de su hijo. La percepción de los médiums videntes es mayor o menor, así como vuestros médiums escribientes varían también en lo que escriben. En tanto aquella madre sólo veía una llama, otro médium mejor dotado hubiera podido percibir al Espíritu mismo.

 ¿Podrían los Espíritus presentarse con formas de animales?
—Es posible que ocurra, pero se trata siempre de Espíritus muy inferiores que adoptan tales apariencias. En todo caso serían formas transitorias, porque es absurdo creer que un animal real, sea cual fuere, pueda ser la encarnación de un Espíritu. Los animales siguen siendo siempre animales, y no otra cosa.

OBSERVACIÓN. — Únicamente la superstición puede inducir a creer que ciertos animales sean encarnaciones de Espíritus. Hace falta una imaginación muy complaciente o excesivamente impresionable para ver algo sobrenatural en las circunstancias un tanto extrañas en que los animales se presentan a veces. Con frecuencia el miedo hace ver cosas inexistentes, aunque no siempre es el temor el origen de esas creencias. Conocimos a una señora —muy inteligente, por otra parte—, que prodigaba un excesivo afecto a un gran gato negro porque lo creía de una naturaleza superanimal. Jamás había oído hablar de Espiritismo. Si hubiese conocido esta Doctrina, le hubiera hecho comprender lo ridículo de la causa de su predilección por aquel animal, probándole la imposibilidad de semejante creencia.

FINAL.-  ( Serie de artículos aportados por Claribel Díaz )

************************

Cuando todos los días resultan iguales es porque el hombre ha dejado de percibir las cosas buenas que surgen en su vida cada vez que el sol cruza el cielo.
Rayen Urquiza






Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

sábado, 22 de septiembre de 2012

¿ Existen los fantasmas ? (3)





Continuación de ¿Existen los Fantasmas?......


 ¿Por qué ciertas visiones son más frecuentes cuando nos hallamos enfermos?

—También se dan en estado de perfecta salud. Pero en la enfermedad los lazos materiales se aflojan un tanto. El debilitamiento del cuerpo concede más libertad al Espíritu, el cual entra con mayor facilidad en comunicación con los otros Espíritus.

 Las apariciones espontáneas parecieran menudear más en determinadas regiones. ¿Será porque ciertos pueblos están mejor dotados que otros para tener este tipo de manifestaciones?

—¿Acaso existe un acta de cada manifestación que se produce en el mundo? Las apariciones, ruidos y demás ocurren por igual en toda la Tierra, pero exhiben características propias, según los diferentes pueblos en que se producen. En aquellos en los cuales la escritura se conoce poco —por ejemplo—, no hay médiums escribientes, mientras que abundan en otros pueblos. En algunos lugares se registran ruidos y movimientos de objetos con más frecuencia que comunicaciones inteligentes, porque estas últimas son allí menos apreciadas y buscadas.

     ¿Por qué las apariciones se dan preferentemente en horas nocturnas?

¿No será que el silencio y la oscuridad producen su efecto sobre la imaginación?

—Es por el mismo motivo que os hace ver durante la noche las estrellas, que no divisáis a plena luz del día. El exceso de claridad puede borrar una aparición tenue. Pero constituye un error creer que la noche sea más propicia para este tipo de manifestaciones. Preguntad a todos aquellos que las han presenciado, y comprobaréis que la mayoría las tuvieron en horas diurnas.

OBSERVACIÓN. — Los hechos de apariciones son mucho más frecuentes y generales de lo que se cree. Pero muchas personas no los confiesan por temor al ridículo, y otras los atribuyen a una simple ilusión de los sentidos. Si en determinados pueblos parecen darse en mayor cantidad, se debe a que en ellos se conservan con más cuidado las tradiciones —verdaderas o falsas—, casi siempre amplificadas por la fascinación de lo maravilloso, a lo que se presta en mayor o menor grado el aspecto de los lugares. La credulidad induce entonces a ver efectos sobrenaturales en los fenómenos más comunes: el silencio que reina en los parajes solitarios, los torrentes que se precipitan barranca abajo, los rumores del bosque, las ráfagas de viento durante una tormenta, el eco multiplicándose en las montañas, las formas fantásticas que las nubes adoptan, las sombras y los espejismos; todo, en suma, engaña a las imaginaciones sencillas e ingenuas, que narran de buena fe lo que han visto o creído ver. Pero al lado de la ficción está la realidad. El estudio serio del Espiritismo conduce a despojar a ésta de todos los ridículos accesorios que la superstición le agrega.

 La visión de los Espíritus ¿se produce en estado normal, o sólo durante el éxtasis?

—Puede tener lugar en condiciones completamente normales. No obstante, quienes los ven suelen hallarse a menudo en un estado especial, cercano al éxtasis, que les otorga una especie de doble vista (véase El Libro de los Espíritus, § 447).

 Los que ven a los Espíritus, ¿lo hacen con los ojos?

—Eso es lo que creen; pero, en realidad, la que ve es el alma. Lo prueba el hecho de que es posible verlos también con los ojo cerrados.

 ¿Cómo puede un Espíritu hacerse visible?

—Es el mismo principio que rige para todas las manifestaciones: se debe a las propiedades que posee el periespíritu, el cual es susceptible de experimentar diversas modificaciones, a voluntad del Espíritu... Continuará con la parte final..

***********************+



Los sinceros discípulos del Evangelio y aprendices leales a Cristo, son trabajadores diferentes, que muchas veces no son comprendidos por las masas populares, porque sus propósitos no buscan satisfacer sus exigencias y caprichos. Los mensajeros de la Buena Nueva no manifiestan inquietud con los pareceres de algunos hombres a su respecto. El mundo comprenderá el esfuerzo del servidor sincero en otra oportunidad, cuando el ascenso evolutivo así lo permita..
Antonio Lima





Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

viernes, 21 de septiembre de 2012

¿ Existen los fantasmas? ( 2 )




Continuación de ¿Existen los Fantasmas?...

    ¿Qué inconveniente habría en que la posibilidad de ver a los Espíritus fuese permanente y general? ¿No sería este un medio para disipar las dudas de los más incrédulos?

—Puesto que el hombre se halla sin cesar rodeado de Espíritus, el hecho de verlos continuamente lo perturbaría, dificultando sus actividades y quitándole su propia iniciativa en los más de los casos, en tanto que, al creerse solo, actúa con más libertad. Y en lo que respecta a los incrédulos, tienen bastantes medios para convencerse, si quieren sacar provecho de ellos y si el orgullo no los ha cegado. Bien sabéis que hay personas que han visto y que no por ello creen más, pues alegan que se trata de ilusiones. No os preocupéis por esa clase de individuos. Dios se encargará de ellos.

OBSERVACIÓN. — Tanto inconveniente traería el vernos de continuo en presencia de los Espíritus como poder ver, en el aire que nos circunda, las miríadas de bacterias y virus que pululan en nuestro entorno. De donde debemos concluir que lo que Dios hizo bien hecho está, pues Él sabe mejor que nosotros lo que nos conviene.

8.) Si el ver a los Espíritus presenta inconvenientes, ¿por qué entonces en ciertos casos es permitido?

—A fin de dar una prueba de que no todo muere con el cuerpo físico, y que el alma conserva su individualidad después de la muerte. Esa fugaz visión basta para proporcionar dicha prueba y atestiguar la presencia, junto a vosotros, de vuestros amigos fallecidos. Pero no tiene los inconvenientes que acarrearía una visión continua de los Espíritus.

9.) En los mundos más adelantados que el nuestro, ¿es permanente la vista de los Espíritus?

—Cuanto más se aproxima el hombre a la naturaleza espiritual, con tanto mayor facilidad entra en relaciones con los Espíritus. La índole grosera de vuestra envoltura hace más difícil y rara la percepción de los Seres etéreos.

10.) ¿Es racional atemorizarse por la aparición de un Espíritu?

—Quien reflexione al respecto comprenderá que un Espíritu, sea cual fuere, es menos peligroso que un encarnado.

Además, los Espíritus van a todas partes y no necesitamos verlos para saber que los hay junto a nosotros. El Espíritu que se proponga hacer un daño podrá hacerlo sin dejarse ver, y aun en este caso obrará con mayor seguridad.

No es peligroso por ser Espíritu, sino más bien por la influencia que puede ejercer sobre la mente de una persona, desviándola del bien e incitándola al mal.

OBSERVACIÓN. — Las personas que hallándose solas o en la oscuridad tienen miedo, rara vez se dan cuenta de la causa de su temor. No podrán decir qué las amedrenta, pero seguramente que deberían temer más el encontrarse con hombres que con Espíritus, porque un malhechor es más peligroso estando vivo que después de muerto. Una dama conocida nuestra tuvo una noche, en su dormitorio, una aparición tan real que creyó estar en presencia de una persona y su primera sensación fue de terror. Luego, una vez segura de que allí no había ningún encarnado, se dijo para sus adentros: “Parece que no es más que un Espíritu. Puedo dormir tranquila”.

11.) Aquel a quien un Espíritu se aparece, ¿podría entablar un diálogo con él?

—Perfectamente, e inclusive es lo que siempre se debe hacer en este tipo de casos, preguntando al Espíritu quién es, qué desea y qué podemos hacer por él. Si se trata de un Espíritu desdichado y sufriente, la conmiseración que le tengamos lo aliviará. Y si es un Espíritu benévolo, quizá venga con intención de darnos buenos consejos.

11 a.) En tal circunstancia, ¿cómo podrá respondernos el Espíritu?

—Lo hace a veces con sonidos articulados, igual que una persona viviente: pero casi siempre se establece una transmisión directa del pensamiento.

12.) Los Espíritus que se nos aparecen con alas, ¿las tienen realmente, o no son ellas otra cosa que una apariencia simbólica?

—No poseen alas los Espíritus. Y tampoco las necesitan, ya que pueden trasladarse a cualquier parte, en su condición de Espíritus.

Se aparecen de forma que pueden impresionar a la persona que es objeto de su manifestación. Los unos se muestran con ropas comunes, otros lo hacen envueltos en amplias vestiduras, y algunos con alas, como atributo de la categoría de Espíritus que representan.

13.) Las personas que se nos manifiestan en sueños, ¿son en todos los casos las que aparentan ser?

—Casi siempre se trata de las mismas personas con las que vuestro Espíritu se reúne, o que acuden a encontrarse con vosotros.

14.) Los Espíritus burlones ¿no pueden adoptar la apariencia de las personas que nos son queridas, para inducirnos a error?

—Toman apariencias fantásticas con el objeto de divertirse a expensas de vosotros. Pero hay cosas de las cuales no se les permite mofarse.

15.) Siendo el pensamiento una especie de evocación, se comprende que provoque la presencia de un Espíritu.

Pero ¿cómo se explica que muchas veces las personas en quienes más pensamos, deseando ardientemente volver a verlas, no se nos presentan nunca en sueños, mientras que vemos a otras que nos son indiferentes y en las cuales no pensábamos en manera alguna?

—No siempre tienen los Espíritus posibilidad de manifestarse a vuestra vista, ni siquiera en sueños y pese a vuestro deseo de verlos: pueden impedírselo causas que son independientes de su voluntad. A menudo es también una prueba, de la que el más ardoroso deseo no puede eximiros. En cuanto a las personas que os son indiferentes, si bien no pensáis en ellas, es posible que ellas piensen en vosotros. Por lo demás, no podéis tener noción de las relaciones del Mundo Invisible: encontráis allí a un gran número de conocidos íntimos —de mucho tiempo atrás o de hace poco—, de los cuales no tenéis la menor idea cuando os halláis en estado de vigilia.

OBSERVACIÓN. — Cuando no hay medio alguno de controlar las visiones o apariciones se pueden, sin duda, atribuirlas a alucinaciones. Pero si aquéllas se ven después confirmadas por los acontecimientos, no sería posible achacarlas a la imaginación. Tales son —pongamos por caso— las apariciones, en el momento de su muerte, durante el sueño o en estado de vigilia, de personas en quienes no pensamos en modo alguno y que, por diversos indicios, vienen a revelarnos las circunstancias de todo punto inesperadas de su fallecimiento. Con frecuencia se ha visto a los caballos encabritarse y negarse a seguir avanzando en presencia de apariciones que espantaban a sus jinetes. Si la imaginación interviene en alguna medida cuando se trata de seres humanos, es bien seguro que no tiene la menor participación en lo que se refiere a los animales.

Además, si las imágenes que vemos en sueños fueran siempre efecto de nuestras preocupaciones de la vigilia, nada explicaría por qué tantas veces sucede que no soñemos con las cosas en que más pensamos. Continuará...

                          ***********************

¿Qué lleva a la planta en medio de la maleza a buscar la luz? ¿Y al pajarillo a iniciar su primer vuelo a pesar del riesgo que corre? ¿Y al niño a comenzar a andar a pesar de caerse una y mil veces? Se trata de la ley del progreso, la cual gobierna desde el Universo a nuestras conciencias
José Manuel Fernández

                    ************************



Y además recomiendo visitar : el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

jueves, 20 de septiembre de 2012

¿Existen los fantasmas?




- Hoy en día, la tecnología nos permite con mucha facilidad simular un fenómeno de materialización. Lo que lleva a pensar a las personas que, por el hecho de ser fácil esta simulación, todo fenómeno sea un fraude. ¿Qué podemos pensar sobre esta alegación?

La mentira solamente comprueba la existencia de la verdad. No se puede copiar lo que no existe, aquello que no sucede.

La tecnología consigue realizar lo casi inimaginable. Producimos artificialmente casi todo cuanto necesitamos, sin significar naturalmente, que no existan aquellos recursos de que, en este momento, no disponemos, o que preferimos sustituir por los artificiales.

    Hemos visto muchas veces que la Espiritualidad Superior, antes de que suceda algún evento importante en el movimiento espírita, facilita en los medios de comunicación diversos fenómenos que llamen la atención del público en general. Con la Codificación Espírita sucedieron los fenómenos de las hermanas Fox. En el caso del «fantasma de Cúcuta» en Colombia, ¿sería algo que llamó la atención de los medios cuatro meses antes del 5º Congreso Espírita Mundial, que se llevó a cabo en dicho país?

Los Guías de la Humanidad siempre están preocupados en llamar nuestra atención para la inmortalidad, para los valores elevados de la vida, para el bien. En consecuencia, se utilizan de todas las oportunidades para despertar el interés de las criaturas, para generar comentarios y producir impactos.

 ¿Tenemos alguna información de la espiritualidad en especial sobre la «niña fantasma de Cúcuta»?

No, que yo sepa. Por mi intermedio, nada fue informado y confieso que desconocía ese hecho hasta el momento en que esta entrevista me fue propuesta.

 ¿Usted ya pasó por algún tipo de experiencia en este sentido? ¿Cuál es su orientación para nuestros lectores?

Nunca tuve ningún tipo de experiencia conforme la narrada en la apertura de la entrevista. Sugiero a los interesados que la mejor manera de evaluar un hecho es conocer el mecanismo, la estructura. Así, sugiero que lean El Libro de los Espíritus y El Libro de los Médiums, para informarse, ambos de autoría de Allan Kardec, la mayor autoridad que existe en el tema.

MANIFESTACIONES VISUALES
(preguntas de «El Libro de los Médiuns» capítulo VI) Datos acerca de las apariciones

       De todas las manifestaciones espíritas, las más interesantes son —¡qué duda cabe!— aquellas por las cuales los Espíritus pueden hacerse visibles. Gracias a la explicación de este fenómeno se verá que el mismo no es más sobrenatural que los restantes. En primer término ofreceremos las respuestas dadas por los Espíritus en lo que se refiere al tema.

    ¿Pueden tornarse visibles los Espíritus?

—Sí, y en especial durante el sueño. No obstante, algunas personas los ven también hallándose en estado de vigilia, pero esto es más raro.

OBSERVACIÓN. — En tanto el cuerpo reposa, el Espíritu se desprende de los lazos materiales. Está más libre y puede con mayor facilidad ver a los otros Espíritus, con quienes entra en comunicación. Los sueños son recuerdos de ese estado. Cuando al despertar no nos acordamos de nada decimos que no hemos soñado, pero no por ello el alma ha dejado de ver y de disfrutar de su libertad. Aquí tratamos más especialmente de las apariciones que se producen en estado de vigilia. (Para más detalles acerca del estado del Espíritu durante el sueño, consúltese el § 400 y siguientes de El Libro de los Espíritus).

    Los Espíritus que se manifiestan visualmente ¿pertenecen a una determinada categoría?

—No, sino a cualquiera de ellas, tanto a las más elevadas como a las más inferiores.

    ¿Es dado a todo Espíritu manifestarse en forma visual?

—Todos pueden, pero no siempre tienen permiso, o voluntad de hacerlo.

    ¿Con qué finalidad los Espíritus se muestran visibles?

—Depende. Conforme a la naturaleza de cada cual, su objetivo puede ser bueno o malo.

    ¿Cómo es posible que se les permita hacerlo cuando no es bueno su propósito?

—En tales casos se hace para probar a aquellos a quienes los Espíritus se aparecen. Puede que la intención del Espíritu sea mala, pero el resultado será bueno.

    Los Espíritus que con mala intención se manifiestan en forma visual, ¿qué se proponen?

—Asustar, y muchas veces vengarse.

     Y ¿qué objetivo persiguen los Espíritus que se aparecen con buena intención?

—Consolar a las personas que lloran su muerte. Probarles que existen y que están cerca de ellas. Dar consejos y, en ocasiones, pedir ayuda para ellos mismos.

Entrevista a Divaldo, procedente de la Revista Espírita.

( CONTINUARÁ )

  *******************


“El Principio de todas las cosas ha sido Dios, inteligencia máxima y perfecta cuya grandeza se basa en el bien y en el Amor . El principio vital y fluidos universales que se comportan en la vida del mismo modo que el universo actuante, todo es relativo a las circunstancias que se tengan que ajustar, ahí estriba su inteligencia que procede de Dios de una manera dinámica. Dios está en todo y gobierna todos los movimientos existentes”.
 Frank Montañez




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

miércoles, 19 de septiembre de 2012

El Periespíritu; formación, propiedades y funciones





El periespíritu o cuerpo fluídico de los Espíritus, es una condensación del fluido cósmico en torno del alma; el cuerpo carnal es resultado de una mayor condensación del mismo elemento, que lo transforma en materia tangible. Aunque tengan un origen común, el mismo elemento primitivo, las transformaciones moleculares son diferentes en esos dos cuerpos, resultando de eso que el periespíritu imponderable está dotado de cualidades etéreas. Ambos son materia sólo que en diferentes estados.

El Espíritu forma su envoltorio periespiritual con los fluidos ambientales en que vive. Como la naturaleza de los mundos varía, con su grado de evolución, será mayor o menor, la materialidad de los cuerpos físicos de sus habitantes, y los periespíritus guardan relación, en cuanto a su composición, con ese grado de materialidad.

Al admitir que un Espíritu emigre de La Tierra, queda allí su envoltorio fluídico y toma, en el mundo físico a donde se dirija, otro que sea apropiado al nuevo medio. La naturaleza del envoltorio fluídico, está siempre en relación con el grado de adelanto moral del Espíritu.

A la condición moral del Espíritu, corresponde, por así decirlo, una determinada densidad del periespíritu. A mayor elevación, menor densidad fluídica, a mayor inferioridad mayor densidad, es decir, un periespíritu más grosero, con mayor condensación fluídica. Los de mayor peso específico, retienen a los Espíritus en las regiones inferiores, imposibilitando su acceso a planos más elevados y, por eso mismo, la salida hacia mundos más elevados.

La acentuada densidad del periespíritu, de un gran número de Espíritus, los lleva a que lo confundan con el cuerpo físico.

Por eso se consideran todavía encarnados y viven en la Tierra, imaginándose y entregados a las ocupaciones que les eran habituales.

Los periespíritus de los Espíritus Superiores, de reducido peso específico, les confiere una liviandad que les permite vivir en los planos elevados, así como su desplazamiento a otros mundos. Claro está, que tales Espíritus pueden descender a los planos inferiores y normalmente, dada la sutileza de su envoltorio, no son percibidos por las entidades inferiores.

Cuando está encarnado, el Espíritu mantiene su envoltorio periespiritual y su cuerpo carnal, por consiguiente, constituye un segundo envoltorio, más grosero, apropiado al medio físico donde vive sus experiencias.
El periespíritu, en esa situación, sirve de intermediario entre el Espíritu y al cuerpo físico. Es el órgano de transmisión de todas las sensaciones; que partan del Espíritu o que vengan del exterior, a través del cuerpo físico.

Debido al tosco estado de la materia, los Espíritus no pueden actuar directamente sobre ella. Tienen que hacerlo a través de su periespíritu. “Es por medio del periespíritu que los Espíritus actúan sobre la materia inerte y producen los diversos fenómenos mediúmnicos”.

Los fluidos periespirituales se constituyen, por la acción de la voluntad de los Espíritus, en verdaderas palancas que les permiten producir golpes, ruidos, movimientos de objetos, etc.

En condiciones normales el periespíritu es invisible, pero en razón de las modificaciones que pueda experimentar, por acción de la voluntad del Espíritu, puede volverse visible. Esas modificaciones consisten en una especie de condensación, o en nuevas disposiciones de las moléculas que componen ese envoltorio fluídico.

La aparición de un Espíritu, resulta de su propósito de hacerse visible. Pero no basta con desear esa visibilidad para obtenerla: la modificación del periespíritu, requiere la existencia de ciertas circunstancias que no dependen del Espíritu; este necesita un permiso que no siempre le es concedido, para mostrarse a alguien.

En las apariciones, el periespíritu se presenta más o menos consistente. Pero en lo común tiene aspecto vaporoso y diáfano. Otras veces lo hace con las formas delineadas, con los trazos bien nítidos. En este último caso, puede hasta presentar la solidez de un cuerpo físico, siendo por eso mismo, tangible, lo que no le impide retornar instantáneamente al estado normal, de ser invisible y etéreo.

La materia no constituye un obstáculo para el periespíritu. Su condición etérea le confiere la propiedad de penetrabilidad. Atraviesa la materia densa como la luz a los cuerpos transparentes. Es por eso que las puertas y ventanas cerradas de una sala cualquiera, no impiden la penetración, a ese lugar de un Espíritu.
Como ya dijimos, de las capas de los fluidos espirituales que envuelven a la Tierra, sacan los Espíritus que allí viven, sus envoltorios periespirutales. Esos fluidos no son homogéneos: son una mezcla de moléculas de varias calidades. El Espíritu atrae las moléculas, que tengan afinidad con su modelo vibratorio.

Como consecuencia, la constitución íntima del periespíritu no es idéntica en todos los Espíritus encarnados o no encarnados que pueblan las diferentes esferas de la Tierra, cosa que no ocurre con el cuerpo carnal, que está formado por los mismos elementos, independientemente de la mayor o menor elevación de los Espíritus a los que revisten.

Otra consecuencia de la forma de composición del periespíritu, es que el envoltorio periespiritual de un Espíritu, se modifica con el progreso moral que éste realiza en cada encarnación, aunque encarne en el mismo medio; los Espíritus Superiores que encarnan excepcionalmente, en misión, en un mundo inferior, tiene un periespíritu menos grosero, que el de los nativos de ese mundo.

Trabajo encontrado en el boletín “Mensajero de Luz” Órgano de difusión de la Federación Espírita del Perú ,  Adaptación: Oswaldo E. Porras Dorta



" Todo lo que yo hago es una gota en el océano 
así de pequeño es lo que podemos hacer, y 

sin embargo, si yo no lo hiciera, 
al océano le faltaría una gota "

Federico García Lorca




Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm

martes, 18 de septiembre de 2012

Pensar





Dr. Cárlos Chagas
   El pensamiento es nuestra capacidad creativa en acción. En cualquier tiempo, es muy importante no olvidamos de eso. La idea forma la condición; la condición produce el efecto; el efecto crea el destino.

Su vida será siempre lo que usted esté pensando constantemente. En razón de eso, cualquier cambio real en sus caminos, vendrá únicamente del cambio de sus pensamientos.

Imagine su existencia como desea que deba ser y, trabajando en esa línea de ideas, observará que el tiempo le traerá las realizaciones esperadas.

Las leyes del destino le traerán de vuelta todo aquello que usted piense. En esta verdad, encontramos todo lo que se relacione con nosotros, tanto en lo que se refiere al bien como al mal.

Observe y verificará que usted mismo atrajo hacia su campo de influencia todo lo que usted posee y todo aquello que hace parte de su cotidiano.

Dios es Amor y no castiga criatura alguna. La misma criatura es que se culpa y se corrige, ante los falsos conceptos que alimente con relación a Dios.

En nuestro íntimo, la libertad de escoger es absoluta; después de la creación mental que nos pertenece, es que nos reconocemos sujetos a ella.

El Bien Eterno es la Ley Suprema; manténgase en el bien a todo y a todos y la vida se le convertirá en fuente de bendiciones. A través de los principios mentales que nos rigen, de todo aquello que damos de nosotros a los demás recibimos de los demás el céntuplo.

RESPUESTAS DE LA VIDA
Por el espíritu de: Andre Luiz
Psicografíado: Francisco Cándido Xavier









Y además recomiendo: el espirita albaceteño.-  elespiritadealbacete.blogspot.com
      marinamiesdeeamor.blogspot.com
                    soyespirita.blogspot.com
 boletin-nuevaesperanza.blogspot.com
                                ade-sergipe.com.br
            elblogdeazucena.blogspot.com
                                   espiritistas. es        y
                             ceesinfronteras.es/eventos.htm