miércoles, 6 de enero de 2010

Aspecto de los espíritus



“Pero tú –el verdadero tú- eres una chispa de la Divina Llama Dios, que es omnipotente, mora en ti y por esa razón nada existe que tú no puedas hacer si quieres lograrlo”. -Krishnamurti-


¿Qué aspecto tienen los Espíritus ?

No tiene nadie por qué imaginar aspectos fantasmales o monstruosos propios de las películas de ficción y que debe de ser algo terrible ver un Espíritu o a un fantasma, tal como se les ha llamado popularmente, sintiendo miedos irracionales ante la sola idéa de encontrarnos ante su presencia..
Solo reflejan un aspecto aterrador aquellos Espíritus de baja condición moral , que ya lo eran cuando vivían en este mundo, aunque se camuflaban bajo la apariencia de un cuerpo físico que, como una máscara, les disimulaba su pobre condición espiritual.
En el mundo espiritual al que pertenecen , mantienen la misma forma humana de la última personalidad que revistieron en este mundo , pero a diferencia del ser humano, carecen de la rigidez de movimientos normales, propias de un cuerpo físico .
Estas formas humanas con sus apariencias de persona viva se las dá su Periespíritu, semejante al último cuerpo que tuvieron en este mundo, y tienen la prpiedad de ser asombrosamente flexibles y comprensibles a voluntad propia. Esto le permite a los Espíritus mantener o recobrar las apariencias y aspectos que tuvieron en épocas pasadas
A los Seres que fueron conocidos en vida , se les puede reconocer porque se presentan normalmente ante “los vivos”, con el mismo aspecto que tenían en este mundo, aunque cuando son Seres felices, en el Mas Allá, este aspecto suele ser mucho mas jovial y saludable que el que presentaban cuando revestían su cuerpo físico.
Parece ser que el Ser espiritual tiene hasta cierto punto la capacidad de modificar a voluntad y temporalmente su aspecto ante quienes se presenta , a fin de poder ser reconocido por algún otro Ser espiritual o humano al que conoció anteriormente, y no solo esta capacidad sirve para modificar a voluntad su aspecto individual sino que para ser mejor reconocido , mediante un fenómeno de ideoplastia ( del que ya hablamos anteriormente) , es capaz de hacerlo junto a la figura de elementos que le acompañaron habitualmente en vida y por los que también es identficado, como puede ser una prenda , un bastón, etc .

Jose Luis

1 comentario:

Guzmán. dijo...

Jiddu Krishnamurti y las Organizaciones.

"Quizás recuerden ustedes la historia de cómo el diablo y un amigo suyo estaban paseando por la calle cuando vieron delante de ellos a un hombre que levantaba algo del suelo y, después de mirarlo, se lo guardaba en el bolsillo. El amigo preguntó al diablo:

"¿Qué recogió ese hombre?" "Recogió un trozo de la Verdad", contestó el diablo. "Ese es muy mal negocio para ti, entonces", dijo su amigo. "Oh, no, en absoluto", replicó el diablo, "voy a dejar que la organice".

Yo sostengo que la Verdad es una tierra sin caminos, y no es posible acercarse a ella por ningún sendero, por ninguna religión, por ninguna secta. Ese es mi punto de vista y me adhiero a él absoluta e incondicionalmente. La Verdad, al ser ilimitada, incondicionada, inabordable por ningún camino, no puede ser organizada; ni puede formarse organización alguna para conducir o forzar a la gente a lo largo de algún sendero en particular. Si desde el principio entienden eso, entonces verán cuan imposible es organizar una creencia. Una creencia es un asunto puramente individual, y no pueden ni deben organizarla. Si lo hacen, se torna en algo muerto, cristalizado; se convierte en un credo, una secta, una religión que ha de imponerse a los demás. Esto es lo que todo el mundo trata de hacer. La Verdad se empequeñece y se transforma en un juguete para los débiles, para los que están sólo momentáneamente descontentos. La Verdad no puede rebajarse, es más bien el individuo quien debe hacer el esfuerzo de elevarse hacia ella.

Ustedes no pueden traer la cumbre de la montaña al valle. Si quieren llegar a la cima de la montaña, tienen que atravesar el valle y trepar por las cuestas sin temor a los peligrosos precipicios. Tienen que ascender hacia la Verdad, esta no puede "descender" ni organizarse para ustedes. El interés en las ideas es sostenido principalmente por las organizaciones, pero las organizaciones sólo despiertan el interés desde afuera.


Fragmento del discurso de disolución de la La Orden de la Estrella de Oriente. (2 de Agosto de 1929)
http://seaunaluzparaustedmismo.blogspot.com/